La iniciativa contempla la prórroga hasta diciembre de 2030 los beneficios fiscales para empresas de software. El proyecto también alcanzará a otras firmas tecnológicas.

El Senado convirtió en ley el proyecto para promover la llamada “economía del conocimiento” que fue enviado por el Ejecutivo. La norma contempla la prórroga hasta diciembre de 2030 de los beneficios fiscales que tienen las empresas de software al tiempo que los amplía a otras firmas de tecnologías intensivas.

Se espera que con esta iniciativa se generen unos 200 mil puestos de trabajo y así alcanzar los u$s 15.000 millones de exportaciones para la próxima década.

El proyecto prevé menores costos laborales y tributarios, estabilidad fiscal y fomento de nuevas firmas para aquellas actividades que se caracterizan por el uso intensivo de tecnología y que requieren de capital humano altamente calificado a fin de competir a nivel global.

Lee también esta nota: ¿POR QUÉ ES NECESARIO QUE SE APRUEBE UNA LEY DE ECONOMÍA DEL CONOCIMIENTO?

La norma tiene como antecedente el Régimen de Promoción de la Industria del Software creado durante el gobierno de Néstor Kirchner. Asimismo, se definieron actividades productivas dentro de la economía del conocimiento a aquellas que se caracterizan por el uso intensivo de tecnología y que requieren capital humano altamente calificado.

Por ello, se propuso incluir, además, en ese plan a otras industrias como las de producción y postproducción audiovisual, biotecnología, bioeconomía, biología, bioquímica, microbiología, bioinformática, biología molecular, neurotecnología e ingeniería genética.

Fuente: Ámbito