Será un campus que reunirá instituciones públicas y privadas destinadas a la innovación, la enseñanza superior y la investigación científica aplicada.

Tendrá 12 hectáreas, el 65% de las cuales serán espacio público. El resto contará con edificios para instituciones educativas, empresas, oficinas y residencias.

El Parque de la Innovación funcionará como un campus que reunirá instituciones y compañías públicas y privadas destinadas a la innovación, la enseñanza superior y la investigación científica aplicada. Su ubicación, en tierras utilizadas actualmente por el Tiro Federal, resulta estratégica, ya que permitirá una conexión fluida con Ciudad Universitaria la Universidad Torcuato Di Tella y otras instituciones vecinas. A través de esta conjunción, se creará un ecosistema de innovación e investigación que convocará a estudiantes, científicos y académicos, lo que generará las condiciones necesarias para promover la atracción, desarrollo y retención del talento.

Los lineamientos del futuro desarrollo inmobiliario surgieron de un concurso de ideas convocado por el Ministerio de Desarrollo Urbano porteño en 2016 y validado luego por la Legislatura. La iniciativa buscaba crear un “campus” para instituciones enfocadas en creatividad, enseñanza e investigación científica aplicada. El proyecto ganador fue el del equipo liderado por el arquitecto Alberto Varas.

El Parque de la Innovación contará con 12 hectáreas. El 65% del predio será destinado a espacios públicos, con nuevas plazas y parques ubicados sobre un terreno que, actualmente, está cerrado para los vecinos porque allí aún funciona el Tiro Federal. El Gobierno porteño está construyendo un nuevo espacio para mudar al club. Después realizarán estudios de impacto ambiental y, si hace falta, se hará la remediación del suelo. Finalmente, avanzarán en paralelo con las obras de infraestructura y de espacio público.

Este campus sigue el modelo internacional de desarrollo de parques científico-tecnológicos, con probada eficacia en Madrid, Barcelona, Moscú y California. La iniciativa contempla la intervención de 120.000 m², de los cuales el 35% será de uso privado y 65% restante se destinará a espacios públicos, a la apertura de calles, instalación de servicios y creación de espacios verdes, que darán respuesta a la demanda de los vecinos y pondrán a su disposición un espacio hoy cerrado a la comunidad en general, integrándolo a la trama de la Ciudad.

En el Gobierno porteño confían en que el Parque será un generador de un empleo, además de permitir la convergencia de estudiantes, investigadores, emprendedores y empresas con la tecnología y el aprendizaje.

Lee también: LA SUSTENTABILIDAD, UN ELEMENTO ESENCIAL DE LAS CIUDADES

Además, un amplio puente-parque integrará la Ciudad Universitaria de la UBA con el Parque de la Innovación, facilitando el acceso a esta casa de estudio y al Río de la Plata y la Costanera Norte. Gracias a esta nueva conexión, más de 20 hectáreas parquizadas pasarán a ser accesibles, dando lugar a un espacio urbano abierto e integrado armónicamente al barrio, con gran superficie verde y transitable, que podrá ser disfrutado por todos los vecinos y visitantes de Buenos Aires.