Finalmente, Google lanzará su servicio de mensajería del que solo se conocía por rumores. Se trata  del chat RCS (Rich Communication service), pensado como el sucesor del SMS, que ha perdido importancia tras la aparición de servicios de mensajerías como WhatsApp y Telegram. El debut está fechado para finales de este mes.

Al principio, el servicio RCS solo estará disponible para Francia y Reino Unido. Tiempo después podrá usarse en Estados Unidos y luego llegará al resto de países. Aunque no hay fechas aproximadas todavía.

El “WhatsApp” de Google no será una aplicación como sus rivales; no se encontrará en la tienda oficial de la compañía. RCS será parte de las actualizaciones del sistema, con la diferencia de que no será obligatoria. Los usuarios podrán elegir si desean o no contar con esta actualización, que reemplazará a los SMS.

A diferencia del actual servicio de SMS, el mensajero de Google no hará uso del servicio de telefonía para el envío de mensajes.  De este modo, los mensajes llegarán con más rapidez.

De qué se trata el nuevo el chat RCS

A todos nos gustan las novedades. Sin embargo, con RCS la novedad solo es que es una alternativa más a WhatsApp; el mensajero de Google no se diferencia demasiado con las aplicaciones que existen en el mercado.

Con el servicio de mensajes de Google se puede hacer exactamente lo mismo que se hace con WhatsApp y Telegram: mandar mensajes de texto, audios, archivos multimedias (GIF, Videos, etc), armar grupos, compartir la ubicación y saber cuándo el destinatario lee los mensajes.

RCS se diferencia de sus rivales al no ser una aplicación y por contar con todo el apoyo de Google. El único punto negativo que tiene es que no goza con el servicio de cifrado de mensajes, tal como presentan WhatsApp y Telegram. Un punto negativo que tiene el sistema, al no ser compatible con este tipo de protección de mensajes.

Si comparamos el  servicio de mensajes de los móviles Android con Imessage, el servicio de los teléfonos con IOS, encontramos grandes similitudes. No obstante, RCS no registrará a sus usuarios en una base de datos, tal como lo hace el servicio de Apple.

Lo instalo y ¿ahora qué?

Como mencionamos, al principio no será obligatorio cambiar el servicio de SMS por  RCS. Sin embargo, como suele ocurrir en este tipo de situaciones, transcurrido un cierto tiempo el servicio no será opcional sino obligatorio. Después de todo está ideado para quitar a el casi obsoleto servicio de mensajes.

Lee también: FACEBOOK Y OTRAS 30 EMPRESAS LANZAN UNA MONEDA PROPIA: EN LA ARGENTINA, LA USARÁ MERCADO PAGO

Durante el lapso de “adaptación” a RCS, los usuarios de Android pueden usarlo sin temer que sus mensajes se pierdan por el camino. Será lógico que no todos opten por actualizarse al nuevo servicio, pero esto no será un problema. Si el destinatario no usa  RCS igualmente puede recibir el mensajes como un simple SMS. La única diferencia será que no contará con emojis, archivos y tendrán un ligero retraso.

Esto último es importante en caso de desear mandar un mensaje a un teléfono “Vintage”, de esos que solo permiten llamadas y mensajes de SMS.

Fuente: soytecno.com