Con múltiples y complejos desafíos la industria nacional conmemora su día

La industria es un sector clave de la economía. Y en nuestro país se celebra el 2 de septiembre el “Día de la Industria Nacional“, fecha en que se tienen registros de la primera exportación de productos que se realizó desde el fondeadero del Riachuelo, que en 1587 hacía las veces de puerto de Buenos Aires.

Oficialmente comenzó a celebrarse desde 1941. El calendario recuerda aquel 2 de septiembre de 1587 cuando zarpó del fondeadero del Riachuelo, que hacía las veces de puerto de Buenos Aires, la carabela San Antonio al mando de un tal Antonio Pereyra con rumbo al Brasil. La San Antonio llevaba en sus bodegas un cargamento proveniente del Tucumán, fletado por el obispo de esa ciudad, Fray Francisco de Vitoria. Se trataba de tejidos y bolsas de harina producidos en la por entonces próspera Santiago del Estero.

La llegada de los inmigrantes europeos a América, en el marco del imperio colonial de España, se dio en un entorno de economía todavía artesanal, precapitalista y bastante básica.

Aquellos primeros pobladores tuvieron la visión y la voluntad de generar una producción que excediera su propio consumo y el de su mercado interno, para lograr la exportación de sus manufacturas. Las normas restrictivas del comercio colonial no eran sencillas de superar.

Las dificultades que imponían las largas distancias hacían de cada empresa una gesta dificilísima, pues los obrajes, telares y diversos parajes de producción textil se encontraban fundamentalmente en Tucumán y Santiago del Estero, donde se cultivaba el algodón, y los traslados hacia el puerto de Buenos Aires eran complicados y costosos. Aquellos pobladores tuvieron la pujanza para, desde un primer momento y superada la etapa inicial de subsistencia, pensar en las bondades de una economía autosuficiente y para abrir nuevos mercados con los excedentes de sus manufacturas.

Lee también:

Cuando en 1556 se introdujo el algodón en el centro de nuestro país, y gracias al valor artesanal agregado se constituyó como base del comercio y la economía de la región (las rústicas fibras de chaguar fueron reemplazadas por telas de algodón), aquella mentalidad emprendedora fue vital para gestar la industria local de cara al mundo. El desarrollo industrial en estos territorios tardó siglos en llegar.

Recién hacia fines del siglo XVIII arribaron a Buenos Aires las primeras manufacturas inglesas, pero la masiva penetración de bienes importados imposibilitó el desarrollo industrial, que debió esperar largamente hasta entrado el siglo XX. El debate entre librecambistas y proteccionistas se extendió largamente durante los siglos XIX, XX y continúa en nuestros días. Distintos historiadores remarcan que en Argentina el proceso de industrialización comenzó más temprano que en cualquier otro país de América Latina.

UNIÓN INDUSTRIAL ARGENTINA

El 7 de febrero de 1887 nació en nuestro país la Unión Industrial Argentina (UIA), con la celebración de una asamblea que convocó a 900 personas. El presidente de la entidad fue el senador Antonio Cambaceres, quien gestionó el primero de los censos industriales.

Aquel relevamiento registró 400 emprendimientos que daban trabajo a 11 mil obreros. La UIA es una asociación gremial empresaria, sin fines de lucro, que representa a la actividad industrial nacional, nucleando a entidades socias y cámaras sectoriales y regionales.

Nuestra representatividad tiene un alcance federal que atraviesa todo el entramado productivo del país. “La entidad representa a todos los sectores y regiones del país. Una representatividad que es federal en virtud de la participación de las uniones industriales provinciales.

El carácter sectorial está dado por las cámaras de los distintos sectores productivos nucleados en la institución”, explican en la UIA. La industria nacional está integrada por diferentes sectores que pugnan por lograr mayor competitividad. Con los distintos momentos históricos económicos, sociales y políticos, el sector trató de sostener y ampliar los logros alcanzados en diversos rubros.

Lee también: 1.734 PYMES INDUSTRIALES MENOS EN LOS ÚLTIMOS DOCE MESES