Desde el Ministerio de Desarrollo Productivo, que conduce Matías Kulfas, se impulsa el nuevo Proyecto de Ley de Movilidad Sustentable.

El proyecto propone difundir la fabricación comercialización en la Argentina de vehículos sin motores de combustión interna.

En la copia más reciente de ese proyecto, fechada en agosto de 2020, se propone que estos vehículos estén exentos del Impuesto al Valor Agregado (IVA). Se trata de un tributo del 21%, que hoy afecta a casi todos los productos y servicios que se comercializan en la Argentina.

Según los cálculos del proyecto, esto haría que el precio del Nissan Leaf eléctrico baje 61.600 a 32.935 dólares. El precio del Toyota Corolla Hybrid bajaría de 33 mil a 26 mil dólares. La caída de precio proyectado para el Leaf es más marcada, porque esa reducción también le permitiría pagar menos impuestos internos, un tributo que este Proyecto de Ley no propone exceptuar.

El documento del Ministerio de Desarrollo Productivo espera que esta Ley atraiga inversiones a la Argentina por un monto cercano a los 500 millones de dólares y que genere más de mil nuevos puestos de trabajo, entre terminales automotrices, autopartistas y fabricantes de baterías.

El proyecto define como Vehículo de Movilidad Sustentable a todo aquél que no se mueva sólo con un motor de combustión interna: abarca desde híbridos hasta 100% eléctricos, incluyendo también a otras energías alternativas, como el hidrógeno, indicó Autoblog.

El nuevo proyecto apunta a que los vehículos eléctricos e híbridos estén exentos del IVA

Financiación verde

La transición hacia una movilidad sustentable es una de las estrategias para reducir emisiones de gases de invernadero. Y los vehículos eléctricos ofrecen una excelente opción, sobre todo para los traslados en las ciudades.  

Si bien en Argentina hay tres empresas que los producen (Volt, en Córdoba; Seroelectric en la provincia de Buenos Aires, a las que se sumó Coradir, en San Luis), la cantidad de patentamientos de este tipo de unidades, aún no llega al 1% del total del parque automotor , según datos presentados en un reciente webinar organizado por el portal Electromovilidad.com. 

Uno de los obstáculos para la adopción de los autos eléctricos es la falta de financiación para su compra. En este sentido, algunos bancos privados tomaron la iniciativa de lanzar líneas de crédito exclusivas, en acuerdo con los fabricantes locales. 

Créditos prendarios

A comienzos de agosto, elBanco Santander lanzó una línea de crédito específica para la adquisición de este tipo de vehículos fabricados por la firma Seroelecric en su planta del parque industrial Morón (Pitam).

Los vehículos son compactos (para dos personas), livianos, y desarrollan una velocidad de hasta 60 km/h, con autonomía de 50 o 100 kilómetros (según la batería sea convencional o de litio). Se cargan enchufándolos a la corriente eléctrica (en cinco horas se obtiene una carga máxima), y su costo es similar al de un vehículo pequeño naftero.

Los créditos son prendarios UVA más 0% de tasa, en pesos por hasta 48 meses, con una bonificación del 50% en el seguro durante los primeros 4 meses.

La fábrica de Sero Electric está en el parque industrial de Morón.

“Esta línea puede ser solicitada para adquirir tanto el modelo Sedán, para uso personal o un modelo Cargo, ideal para emprendedores, pymes y empresas de logística”, detalló Martín Solano, Responsable de Santander Consumer.

En el primer mes de lanzamiento de de estos créditos “hubo muchísimas consultas y se concretaron operaciones, pese al contexto de crisis económica y pandemia”, destacó Alejandro Bustamante, distribuidor oficial de Seroelectric.

Por su parte, BBVA lanzó en septiembre dos líneas crediticias para autos eléctricos, en alianza con el fabricante cordobés Volt.

Se trata de “una línea de préstamos prendarios UVA, tasa 0%, en plazos de hasta 48 meses y una línea de préstamos prendarios con tasa fija preferencial, en un plazo de hasta 60 meses, sin gastos de otorgamiento y sin gastos administrativos mensuales”, comentó Juan Kindt, director de Desarrollo de Negocio de BBVA Argentina.

Lee también:

Los vehículos Volt comenzarán a fabricarse en serie a partir del último trimestre del año y serán comercializados a través del sitio web oficial del fabricante. 

Cuentan con una autonomía de hasta 300 km y velocidad máxima de hasta 105 km/h.  Vienen en tres modelos: un utilitario para cargas livianas (VOLT w1), un sedán para uso urbano versión Start, y la versión Technology Pack, equipada con pantalla táctil para administrar el acceso remoto sin llave, luces y cristales; y la opción de utilizar una app para localizar el vehículo en tiempo real, consultar su nivel de batería, y climatizarlo a distancia.

Lee también:

Asímismo, el BBVA también ofrece créditos para Movilidad Urbana destinados a la adquisición de monopatines y bicicletas Segway – Ninebot , en alianza estratégica con Grupo Simpa. En esta línea, también se financia la compra de autos eléctricos Nissan Leaf y la minivan Kangoo ZE, a través de la compañía financiera Rombo.

La sustentabilidad en el transporte es una de las tendencias que se afianzará en el mundo post pandemia. Para lograr una rápida transición hacia vehículos eléctricos que no consumen combustibles fósiles, financiar su adquisición es un paso clave. 

Fuente: Economía Sustentable