El producto, impulsado junto a VISA, viene con novedades y el gancho de promociones y beneficios que, en esencia, apunta a clientes jóvenes. De hecho, la tarjeta puede ser solicitada por personas desde los 13 años de edad.

El brazo fintech de Naranja llevó al mundo físico la tarjeta prepaga virtual Visa que ya opera en la plataforma de Naranja X.

El lanzamiento, en medio del salto que está experimentando la adopción de medios de pago digitales, suma un nuevo producto en un mercado cada vez más competitivo, en el que Naranja X busca seguir creciendo frente a jugadores como Mercado Pago o Ualá, entre otros.

Con poco más de un año de vida, Naranja X acelera para retroalimentar el ecosistema de Naranja. Tras un rediseño de su aplicación y el acuerdo con Visa para la tarjeta prepaga virtual, la compañía decidió llevar el plástico al mundo físico para, según explicó la firma, responder a las expectativas que habían manifestado los clientes.

El producto viene con novedades y el gancho de promociones y beneficios que, en esencia, apunta a clientes jóvenes. De hecho, la tarjeta puede ser solicitada por personas desde los 13 años de edad.

Buena parte de la apuesta es a los centennials, es decir, la generación nacida desde 2000 en adelante (son el lazo entre millennials y la denominada generación alfa) que, como rasgo, está integrada por nativos digitales.

“Es innovadora, por diseño y funcionalidad. Es una tarjeta prepaga contactless (también tiene chip y banda magnética) vertical y minimalista, sin panel de firma y es innominada, es decir, no tiene ni nombre ni apellido de su titular”, detalló el CEO de Naranja X, Gastón Irigoyen.

Seguridad

Irigoyen aseguró que el producto está respaldado por las condiciones de seguridad que ofrecen Visa, el ecosistema Naranja y las alertas automáticas de compras que se generan cada vez que el plástico se utiliza.

Agregó que ya se han emitido “más de 70 mil tarjetas virtuales” y que el nuevo producto, además de los cinco millones de clientes de Naranja, tiene la potencialidad de llegar a cualquiera con más de 13 años, aunque no específicó objetivos de penetración.

Lee también:

El plástico no tiene costos de emisión ni de mantenimiento, y puede ser retirado en los locales físico de Naranja o pedir su envío a domicilio.

El sistema prepago funciona con el saldo disponible en la cuenta de Naranja X para realizar pagos en cualquier comercio físico y tienda online que acepte Visa, en Argentina y en el mundo.

Gabriela Renaudo, ejecutiva de Visa en el país (es Grupo Country Manager de Visa Argentina y Cono Sur) destacó el crecimiento significativo del uso de medios de pago electrónicos.

“En los meses de pandemia, el uso de efectivo en Argentina cayó 14 puntos y subió la utilización prepago y de débito”, aseguró.